Visitas guiadas, guías y población local.

visitas_guiadas_Noia

Iglesia de San Francisco Noia

Me declaro fan de las visitas guiadas. En este post quiero destacar la importancia de realizar visitas guiadas desde dos perspectivas: por un lado, reflexionar sobre el valor  de la profesión de guía turístico tan poco valorada; y por otro, reivindicar la realización de visitas guiadas (gratuitas o  no) en las poblaciones, como instrumento de puesta en valor de nuestros recursos, desconocidos en muchas ocasiones por la población local.

Como empezaba, la profesión de guía es complicada desde su propia definición. Son varias las personas que actualmente hacen referencia a este tema desde distintos puntos de vista: falta de un marco normativo definido o la existencia de lagunas en la legislación que generan incertidumbre tanto en los agentes del sector turístico y en los propios consumidores. O las recientes visitas guiadas en localidades realizadas por una persona local que nada tiene que ver con la profesión de guía, ¿deberían estar permitidas o no? Largo debate el que se plantea… Pero el motivo del presente post no es eso.

visitas_guiadas_Noia

Cementerio Santa María a Nova, Noia

Hay una tendencia generalizada a pensar que cualquier persona puede realizar una visita guiada; pues no. Y no porque exista una ley que lo impida, sino porque no es fácil. Recordemos que la parte más importante de las visitas guiadas es la actuación del guía. Por ejemplo: esta pasada Semana Santa asistí a dos visitas guiadas; una en la USC, y otra en Noia. La guía, Iria Caamaño que nos dirigió por Noia, hizo un trabajo de diez. Mil veces había estado yo en Noia, pero eso no significa conocer esa población. Y ese día lo descubrí. Iria consiguió vendernos una historia sobre Noia y el Arca de Noé que todos nos creímos hasta el final de la visita, momento en el que nos reveló la verdad. Pues anda que tuvo que darle a las neuronas esta chica!! Por la historia, por las anécdotas que nos contó, por las referencias históricas que no aparecen en ninguna guía escrita y por hacernos sentir y vivir la historia de Noia; consiguió que “entendiésemos” Noia. Y eso, no lo puede hacer cualquier persona. No basta con tener un carnet que nos diga que somos guías.

visitas_guiadas_Noia

Lápidas Gremiales Santa María a Nova, Noia

Y con este mismo ejemplo se refleja también el segundo aspecto del que hablaba al inicio del presente post: la importancia de las visitas guiadas para la población local. A pesar de haber estado en Noia anteriormente, y de creer que conocía Noia, realmente no era así. Tras realizar la visita, cada vez que vuelva a pasar por la Alameda me fijaré en los bustos y esculturas que hay allí y que nunca había visto; o la forma de fortaleza que tiene la Iglesia de San Francisco. Cada vez que pise la arena del cementerio de Santa María a Nova pensaré en Tierra Santa!!; cada vez que vea las Lápidas Gremiales, sabré identificarlas; cada vez que pase por la Plaza de O Tapal, me fijaré en la fachada de la Iglesia de San Martín y en que le falta una torre, y recordaré también la leyenda de la maldición que sobre ella cae. Y cada vez que pase por la calle que da al puente,  me fijaré en el suelo para recordar que por allí pasaba una muralla. Es decir, que la próxima vez que pasee por Noia recordaré esta historia. Y quien dice Noia, dice otra población cualquiera. Se puede pensar que este tipo de visitas están dirigidas al turista foráneo; pero resulta igual de importante que la población local las realice, puesto que ayuda a entender nuestro pueblo, nuestro patrimonio, nuestra historia. Y ayudará a que la respetemos y conservemos. Y posiblemente algún día se consiga que la Virgen de la Peregrina que hay en esta localidad, pueda estar expuesta en la calle para que todos la podamos contemplar sin tener que esconderla en una casa para que no se atente contra ella como pasa hoy. Y vosotros, ¿cuál es vuestra experiencia con las visitas guiadas? ¿Realmente conocéis vuestro pueblo? Desde este blog animo a los responsables de empresas, administraciones y similares a que organicen más visitas guiadas.

Artículos relacionados:

Empleo y Turismo: “Guía, información y asistencia turística“.

Books & Party: “Visitas guiadas y el valor de las personas

Nota de Prensa de El Correo Gallego

Visitas Guiadas en Galicia.

 

 

 


La importancia de las visitas guiadas.

Llevaba tiempo queriendo escribir sobre la importancia de las visitas guiadas. Tras comprobar la gran cantidad de visitas guiadas que se han llevado a cabo los días de Semana Santa, me ha parecido una buena ocasión para tratar el tema.

En mi último post hacía referencia a la importancia de las personas, del factor humano. Estoy de acuerdo con que es muy cómodo utilizar audioguías para realizar visitas, y más aún si lo que escuchas no es la descripción habitual del lugar, sino que tiene algún añadido importante, están personalizadas de alguna manera, tal y como lo hacen empresas como Cool Touring.

Visitas_guiadas_Galicia

Aun así, considero de vital importancia las visitas guiadas por un guía, por una persona. Para mí personalmente, no es lo mismo visitar un museo, un monumento, o hacer una ruta con guía o audioguía que hacerlo por tu cuenta. Sin ir más lejos, este sábado pasado he visitado por un lado, la II Exposición de la Camelia y el Museo de las Peregrinaciones y de Santiago en Santiago de Compostela. La exposición de la Camelia, no necesitaba ningún tipo de guía: con ver las camelias y las etiquetas ha sido suficiente. En cambio, en al Museo de las Peregrinaciones y de Santiago la historia cambió, y mucho. Nada más entrar, nos encontramos con una sala con una gran maqueta de la Catedral de Santiago y con unos textos tan amplios y específicos que sacaban las ganas de leer. En ese momento ya nos dimos cuenta que hacer la visita sin guía había sido un error. En la segunda sala, la cosa cambió, pues nos encontramos con dos pantallas interactivas en las que se podía consultar la información. En la siguiente planta, nos encontramos con una sala prácticamente vacía con cuadros colgados sin ningún tipo de etiqueta ni pie de foto, había que adivinar todo (¡qué bien!) Y para terminar, al final, se encuentra uno con cuadros sobre la evolución de la ciudad con pie de foto (¡bien!); para nosotras lo mejor del museo junto con las vistas de los ventanales de la última planta (se pueden apreciar en la primera foto). Desde mi punto de vista, dos visitas, dos situaciones opuestas.

Por ello, me alegra ver iniciativas del tipo: Visitas guiadas a la ciudad “X” por un guía especializado. Y es que como decía un día una compañera, los turistas no son solamente los que vienen de fuera de Galicia. Si yo resido en Santiago de Compostela, por ejemplo, y me voy a pasar el día a Vigo o incluso a Noia, seré visitante por ese día, y como tal, buscaré ofertas en esa localidad que me puedan resultar interesantes. Y más, si cae una Semana Santa como la que hemos tenido, pasada por agua en la que el sol y la playa no es una opción. Pues parece que este mensaje se empieza a entender, y cada vez se realizan más visitas guiadas en las ciudades de Galicia. También me ha gustado algún comentario de algunas personas en la línea de: “no hay excusa para no hacer visitas”, o “será por visitas guiadas estos días de Semana Santa”. ¡Enhorabuena! – he pensado. ¡Hay oferta!

Como señalaba en el post anterior, creo que el equilibrio, la combinación. Una opción sería realizar visitas guiadas a ciertas horas, y luego disponer de audioguías. O cualquier otra opción similar. Pero siempre sin perder de vista el “toque humano”, la autenticidad, la originalidad.